La historia de Destiny (Vol. 10): Los insomnes

3

Los insomnes son una raza de humanos que han evolucionado de forma distinta a la nuestra. Esta raza vive como una sociedad en el Arrecife, ubicado en el Cinturón de Asteroides, entre los planetas Marte y Júpiter. Desde el puesto de Vesta se accede al reino. Más allá se encuentra la red de Vesta, corazón del Arrecife, construido alrededor del cuarto asteroide de Vesta.

Pero no solo pueden encontrarse insomnes. Muchos de ellos volvieron para vivir en la Tierra. No fueron vistos con buenos ojos por la Reina de los insomnes, Mara Sov, puesto que los consideraba traidores. Durante mucho tiempo vivieron al margen de la ciudad y no fue hasta hace poco que ambos bandos comenzaron a colaborar.

Origen y naturaleza

La existencia del Arrecife data de tiempos anteriores al Colapso. Fue construido durante la Edad de Oro cuando los humanos se expandieron por el sistema solar. Allí se usaba una divisa comúnmente conocida como plata. Eran monedas con cualidades similares a los engramas. Podían ser firmadas digitalmente con una clave personal que luego serían utilizadas en la Torre por el Eververso.

En cambio, el inicio de los insomnes se desconoce. Según el Grimorio, nacieron del Colapso y descienden de aquellos quienes huyeron en naves de la Tierra. Eventualmente se refugiaron en el Cinturón de Asteroides. En la Tierra se desconoció por mucho tiempo qué había ocurrido con los humanos que intentaron escapar. Esto se mantuvo así hasta que ellos mismos revelaron su existencia y posición durante las Guerras del Arrecife, a comienzos de la Era de la Ciudad.

Los insomnes se mantienen como una raza entre la Luz y la Oscuridad. Ello queda en manifiesto sabiendo que han ayudado varias veces a los guardianes; protegiendo al Viajero del ataque de la Casa de los Lobos, ayudándonos a entrar al Jardín Negro o luchando contra Oryx y la Colmena. Pero no son una raza del lado de la Luz únicamente, también son conocidos por su trato con la Oscuridad, tanto en sus relaciones con los Nueve, así como la naturaleza de los poderes de las técnidas. Igualmente los insomnes habitan geográficamente entre los límites la Luz y la Oscuridad de nuestro sistema, en el Cinturón de Asteroides.

Durante el antiguo enfrentamiento entre los insomnes y lobos, la Reina señaló al antiguo kell que la Luz fue su madre y la Oscuridad su padre. Virixas, antiguo Kell de los lobos, menciona despectivamente que los insomnes son algo vacío con dos almas muertas. Skolas, por su parte, se refiere a los insomnes como seres con sueños alienígenas enquistados en ellos. Lord Saladino opina que son seres renacidos de la misma esencia de la que ellos rehúyen. El Orador sostiene que se debe tener cuidado con ellos ya que apuestan por ambos bandos, y que para los insomnes nosotros somos juguetes en algún tipo de ironía del destino. Variks comenta que están ligados a los poderes que él más teme. A día de hoy, los insomnes afirman haber trascendido las toscas limitaciones de la Luz y la Oscuridad.

El Grimorio considera a los Nueve como los primogénitos de los insomnes. Aunque no sabemos si es en sentido literal o figurado, no podemos descartar que sean el resultado de la cruza entre terrícolas y los Nueve.

Se sabe que los insomnes celebran misteriosas ceremonias de nacimiento. El Grimorio nos relata algunos casos en presencia de la Reina, en los que se pueden escuchar los cantos de las técnidas. Estos seres que se denominan a sí mismos como recién nacidos, parecen poseer una inteligencia avanzada. Uno de ellos afirma no saber si existió antes o si había un cuerpo y un alma similar a la suya con anterioridad. También señala que cuando nacen lo hacen como bestias egoístas. De igual manera, la Reina comenta en su ataque al Acorazado que ella recuerda muy bien el día en que “nació“.

La Reina y las técnidas poseen poderes paranormales relacionados con la Luz y sobre todo a la Oscuridad. Separar sus almas de sus cuerpos no parece algo improbable, considerando que estas pueden desligarse de sus cuerpos para ver más allá del tiempo y del espacio. Pero lo que es más importante; los cambios de cuerpo son algo real entre los jovianos, criaturas regidas por los Nueve que mantienen relaciones cercanas con los insomnes.

Jerarquía

Podemos dividir la fuerza militar de los insomnes en 3 grandes grupos: la guardia real, la armada real y el ejército real.

La guardia real

Tiene el objetivo de salvaguardar a la Reina en cualquier asunto. Entrenados en espionaje, diplomacia, armas y combate mano a mano. Trabajan estrechamente con el Príncipe Uldren y al mando se encuentra una de las siete paladinas.

La armada real

Son las tropas y naves que utilizan en el sistema, incluyendo a los corsarios y la guardia de Vesta, a cuyo mando están cuatro paladines.

El ejército real

Incluye las tropas del Arrecife, sus estaciones de combate y sus instalaciones militares. Están al mando dos paladines.

Emisarios de la Reina

Agentes pertenecientes a otras razas o agrupaciones. Siendo el más destacado Variks, emisario de la Casa del Juicio para la Reina. También encontramos a Petra Venj, quién fue castigada por su papel en las guerras del Arrecife y designada como emisaria de la Ciudad para la Reina. 

Cargos

Los insomnes del Arrecife son una sociedad matriarcal, por lo que la mayoría de sus altos puesto están conformados por mujeres. En sus tropas destacan los comandantes, quienes dirigen a las diversas unidades. Sobre estos se encuentran los paladines, siete insomnes al mando de las tres principales fuerzas del Arrecife. Por encima se encuentran las técnidas o techeun, las siete brujas o sibilas de la Reina y su mayor fuerza de ataque. Entrenadas para no desear y mantener a raya sus emociones, juraron obedecer en todo a la Reina y cuentan con grandes poderes paranormales. Estas eran: Sedia, Nascia, Kalli, Lissyl, Shuro, Portia y Illyn, la madre del Aquelarre que contaba con el poder exclusivo junto a la Reina de ver más allá del velo, a través del tiempo y espacio.

Sobre ellos se encuentra el Príncipe Uldren; segundo al mando, líder de las fuerzas militares, señor de los cuervos, confidente, espía, hermano y sicario personal de la Reina. Al parecer, actualmente es el kell de los Reyes. Finalmente a la cabeza encontramos a Mara Sov, la Reina de los insomnes y hasta hace poco la kell de los Lobos, con los mayores poderes paranormales entre su raza.

Tecnologías

Al igual que los humanos, se apoyan en diversas tecnologías. Poseen naves, armas y armaduras de distintos tipos. Cuentan con androides, pero a diferencia de la Torre, sus procesadores son borrados de forma habitual para evitar que desarrollen comportamientos humanos o recuerdos, considerándoles solo maquinas. También tenemos a los cuervos, robots que lucen como estas aves terrestres, los que son controlados por el Príncipe Uldren para misiones de espionaje o comunicación.

También cuentan con armas de índole paranormal gracias a la Reina y sus técnidas. Destacan los Heraldos por sobre cualquiera, calificados como trofeos de una guerra eterna y poderosas armas en las manos adecuadas. Infligieron un gran daño a la flota de los lobos durante las guerras del Arrecife, así como también los utilizaron para acabar con Oryx y su Acorazado durante la guerra contra la Colmena, aunque sin aparentes resultados.

Historia

Ya hemos mencionado el origen de los insomnes a partir de los humanos que huyeron del Colapso y fueron cambiados lejos de la Tierra. Estos se asentaron en el Arrecife y se mantuvieron en secreto por muchos años, hasta que su ubicación fue revelada tras el ataque contra la Casa de los Lobos en Ceres. Este periodo de anonimato también calzaría con lo que fue la Época Oscura, revelándose la existencia de los insomnes ante la Tierra con el inicio de la Era de la Ciudad.

Decidieron sacrificar su seguridad al revelar su posición para así poder ayudar al Viajero. Así impidieron que los lobos se unieran a las demás Casas de los caídos en la batalla de los seis frentes que tenía lugar en la Tierra. Lo cual a su vez desencadenaría en las guerras del Arrecife que durarían muchos años. Puedes leer todo el papel que jugaron los insomnes durante las Guerras del Arrecife aquí.

Guardianes y insomnes 

Durante las guerras del Arrecife, los guardianes colaboraron con los insomnes. Al finalizar esta, terminaron por distanciarse, enemistad que duró hasta la actualidad. El problema entre ambos bandos inició por la muerte de tres equipos de guardianes de asalto  a manos de los insomnes. Estos guardianes se dirigían a luchar contra los últimos lobos atrincherados en un valle, pero Petra Venj ordenó un ataque y en un bombardeo masivo. El batallón del Príncipe Uldren acabó con todos los lobos, los guardianes y sus Espectros. La Ciudad se indignó y el Orador condenó a los insomnes por lo sucedido. Desde ese momento, el Arrecife y la Ciudad vivieron al margen unos de otros, hasta el punto de no admitir la entrada de los otros a sus territorios.

Aunque la Ciudad sí recibía a los insomnes que abandonaban el Arrecife para vivir en la Tierra, la Reina rechazaba a humanos e insomnes terrícolas por igual. Como datan informes rescatados, las tropas insomnes expulsaban o acababan con cualquier intruso. Otras razas también se han adentrado en el Arrecife y han tenido el mismo recibimiento.  Los que eran tomados prisioneros eran arrojados a la prisión del Arrecife, conocida como el Presidio de los Ancianos.

Nosotros como guardianes, logramos adentrarnos al Arrecife para que la Reina en persona nos escuchase. Así, con la ayuda de los insomnes, entramos al Jardín Negro para poner fin a la amenaza del Corazón que allí habitaba. Este sería el comienzo de una nueva relación entre la Ciudad y el Arrecife.

Más adelante, los Nueve se molestaron por la intrusión de los cuervos de Uldren en las Calderas de Rea. La Reina decidió entregarles a Skolas como obsequio y así mantener una buena relación entre ambos bandos. Así como los insomnes ayudaron a la Ciudad, también lo hicieron con las criaturas de la Oscuridad, con los que incluso realizaban rituales y ceremonias de nacimiento por medio de la Oscuridad.

Luego los Nueve liberaron a Skolas, quién entonces reclamó la lealtad de los lobos que ahora servían a la Reina. Estos la traicionaron y se fueron con Skolas para intentar unificar a los caídos del sistema. Habiendo sufrido un importante golpe y perdiendo a los Caídos que le servían, la Reina recurrió a nosotros para ayudarle a capturar nuevamente a Skolas, a modo de cobrar el favor que una vez ella nos hizo para entrar al Jardín Negro. Tras derrotar a Skolas y a los lobos, volvió a ser capturado y arrojado al Presidio de los Ancianos.

La Reina entonces abrió las puertas del Presidio de los Ancianos a todos los guardianes, quienes lucharon contra sus prisioneros en busca de retos, tesoros y gloria. Variks es el encargado de su administración, mientras la Reina aprovechaba para observar como luchaban los guardianes, vigilarles y utilizarlos para evitar amenazas enemigas en su territorio. También permitió la estancia del Culto de Osiris, quien no es admitido en la Ciudad por las diferencias con el Orador con Osiris, para retar a los guardianes a un desafío a su juicio mayor que el del Crisol.

Con el tiempo y tras haber acabado con Crota, Oryx se dirigió a la Tierra en busca de venganza. Una cazadora fue la primera en hablar con la Reina para comentarle que, ajeno a los problemas entre Ciudad y Arrecife, ambos debían unirse para luchar contra este enemigo común. La Reina aceptó sin problemas, pues la alianza entre la Ciudad y el Arrecife se había consolidado luego de haberse ayudado mutuamente con anterioridad. Su relación con los Nueve se encontraba mermada y ella sospechaba que estos maquinaban en su contra.

Los insomnes contra la Colmena

Entonces los insomnes, al igual tal como lo hicieron para detener a los lobos en Ceres, se enfrentaron a la Colmena en los anillos de Saturno para intentar evitar que llegasen a la Tierra y acabasen con el Viajero. A pesar de luchar con valentía e incluso utilizar a los Heraldos, el ataque acabó por convertirse en una aplastante derrota. Los Heraldos no serían suficientes para acabar con el escudo del Acorazado de Oryx. Este expulsó su Mundo Trono hacia el exterior, aplastando así a toda la flota insomne de un solo golpe. Sin embargo, este era un resultado que las técnidas y la Reina ya conocían.

Entre los guardianes, Eris Morn fue la más cercana a la Reina. Con ella compartió un vínculo de amistad, relación quizás facilitada por la cercanía de ambas a la Luz y a la Oscuridad. Y como señala Eris, los insomnes dieron su vida para salvar nuestro sistema al detener a la flota de Oryx en los planetas exteriores y dándonos tiempo para organizar un ataque. Su sacrificio no fue en vano, dieron su vida para que pudieramos lograr la victoria.

Tras la batalla se reportaron los siguientes fallecimientos: paladina Yasmin Eld, paladina Leona Bryl, paladina Abra Zire, paladín Pavel Nolg, techeun Shuro, techeun Sedia, techeun Kali y la Reina insomne Mara Sov. Mientras que otros como el Príncipe Uldren continúan desaparecidos. Pero los insomnes no se extinguieron ni el Arrecife dejó de funcionar. Otra persona se convirtió en el nuevo líder y sus tropas en la actualidad aún se recuperan de lo sucedido.

Luego de la guerra contra los Poseídos, los insomnes utilizaron el poder de las Profundidades en experimentos, replicando la habilidad de poseer a otros. Aunque hacerlo en otros seres les producía un resultado inferior al deseado, su aplicación en cosas inanimadas, como armas y armaduras, tenía muy buenos resultados, pudiendo ser potenciadas. Prácticas que por supuesto no agradaron a la Torre y al Orador una vez fueron conocidas.

Sin embargo, estos no serían los únicos experimentos asociados a la Oscuridad que los insomnes han realizado. Acostumbraban a realizar ceremonias de Oscuridad en colaboración con los Nueve, utilizando personas para brindarle a los jovianos nuevos cuerpos.

El destino de Uldren y Mara Sov

Para terminar debemos hablar del destino de las dos principales cabezas de los insomnes tras la batalla contra Oryx: Uldren y Mara Sov.

Del Príncipe sabemos que logró sobrevivir llegando con su nave hasta Marte. Desde entonces, y por motivos desconocidos, deambuló por el sistema en búsqueda de información y ocultándose tanto de guardianes como de los suyos. Tenía un plan en mente: encontrar la guarida de la esquiva Casa de los Reyes en la Tierra. La única Casa de los Caídos que podría amenazar a la Ciudad tras el último aliento de la Casa de los Demonios con la SIVA. Uldren se dejó tomar prisionero por los Reyes para que lo llevaran ante su kell. Para su sorpresa, no estaba en un queche sino en un escondite subterráneo. Una vez allí, acabó con su líder con intención de convertirse en el nuevo kell de la Casa de los Reyes. Sus intenciones y objetivos por ahora son desconocidos.

Mientras tanto, el paradero de la Reina es más ambiguo y, aunque oficialmente se le da por muerta, hay muchos indicios de que sigue con vida:

  • Durante tu estadía en el Acorazado, Petra captó una señal insomne proveniente de su interior. Algo muy extraño considerando que sólo habían accedido guardianes y Cabal.
  • En el Acorazado encontramos un objeto que Petra reconoció como un broche de técnida, los cuales son portados por las brujas de las Reina. Este estaba allí e intacto a pesar de haber sido la nave de la Reina destruida en el exterior.
  • Sabemos que la Reina y sus técnidas sabían como separar el alma de un ser de su cuerpo.
  • El Príncipe Uldren también da indicios de que la Reina sigue con vida. Este señala en dos ocasiones haber sentido un zumbido de luz estelar al internar buscar su presencia en le sistema.
  • Uldren también señala que las técnidas debieron saber y sentido lo que iba a hacer el Acorazado con su arma destructiva. Él mismo lo había logrado ver antes de que sucediera. Aún sabiéndolo el queche de la Reina no tenía la protección para eso. Dándonos a entender que posiblemente había un plan de la Reina y sus técnidas detrás de todo.
  • Portia, una de las técnidas, comenta que no podían atacar al Acorazado con todos sus Heraldos, e Illyn contesta que enviarían a todos salvo uno. El más viejo se quedaría con ellas. Lo que podría haber sido parte del plan secreto que llevarían a cabo.

Frente a toda esta información hay que recordar la extraña luz que encontramos en distintos lugares del Acorazado. Al acercarnos a ella volaba en una dirección para volver a esperar que te acercaras, como si te intentara guiar en esa enorme nave. Pensando entonces en el hecho de no haber encontrado los cuerpos de la Reina y sus técnidas, en la capacidad de desligar el alma del cuerpo que estas poseen, en el broche insomne que apareció intacto en el interior del Acorazado, y en la extraña luz que te guiaba, es posible hacernos una idea de lo que pudo haber ocurrido.

Sin embargo, nada de esto está confirmado de momento y el paradero de la Reina sigue siendo un misterio. Esperemos que Destiny 2 pueda contarnos un poco más sobre qué sucedió con ella o qué pretende hacer el Príncipe Uldren con la Casa de los Reyes. Quién sabe, quizás algún día podamos contar con los caídos como aliados, para enfrentarnos a la invasión cabal necesitaremos toda la ayuda posible.

Y por supuesto, que la Luz te acompañe Guardián.

Leave a Reply

3 Comentarios en "La historia de Destiny (Vol. 10): Los insomnes"

Notificarle
Ordenar por:   Nuevos | Antiguos | más votado
PanConPalta
Miembro

La lucecita igual era algo bromista; se detenia justo enfrente del parkour luego de vencer a Oryx, esperando a que saltara la especie de columna gigante y te mandara a volar

luckyjose
Miembro

Buenas Gia:

Me quito el sombrero ante los artículos tan completos que has realizado referentes a la historia de Destiny y sus personajes.

He leído todos los artículos y que sepas que me han encantado. BRAVO.

Un saludo.

wpDiscuz